Información del Juego

  • Genero:Peleas
  • Developer:Spike Chunsoft
  • Campaña:Un jugador
  • Multiplayer:Dos

Jump Force

Review: PS4, Xbox One, Windows

Jump Force

Todos los héroes de Shonen Jump se unen de nuevo para demostrarnos quién es el mejor, esta vez con un nuevo aliado: tú.

Para los fans del anime, es probable que hayan escuchado de la revista semanal Shonen Jump, lo cual ha publicado muchas historias que son reconocidas en todo el mundo, desde Dragon Ball, One Piece, Naruto, Saint Seiya, Rurouni Kenshi, Jojo, Yu-Gi-Oh, Hokuto no Ken, entre otros. Dichas franquicias son tan populares que es normal que ya hayan dado el brinco a otros medios, desde series de televisión, películas y, por supuesto, videojuegos, en donde controlas a los protagonistas de tus ánimes favoritos a seguir con la aventura o crear tu propia historia en su mundo. ¿Qué sería mejor que eso? Un crossover entre las franquicias es generalmente la primera respuesta que aparece en nuestra mente.

Claro que no es nada nuevo para los personajes de Shonen Jump, en donde los protagonistas de dichas historias ya se conocen desde los tiempos del NES. Y sin embargo, cada vez que se juntan siempre hay regocijo entre los fans, como si fuera una celebración de lo que representan en sus historias.

En mi experiencia, tengo un buen conocimiento sobre la animación japonesa, y he sido fan de varias series (Dragon Ball y Death Note principalmente) y de otras ni tanto, pero siempre me llaman la atención este tipo de crossovers.

Ahora, llega Jump Force, en donde los alrededor de 40 personajes de nuestras franquicias favoritas de Shonen se enfrentarán para demostrar quién es el mejor. Pero por encima de todo, solamente importa una cosa sobre todo lo demás: ¿Es Jump Force un juego que valga la pena, no solamente para los fans, sino para los videojugadores?

Luchando junto con tus personajes favoritos

Para empezar, el juego es considerado como un juego de peleas poco convencional. Si no sabes porqué, el juego te lo recordará en los primeros minutos cuando empiezas el juego, con la creación de tu personaje. Ya después de esto y que te introduscan en la base principal del juego, puedes moverte alrededor para tener acceso a ciertos servicios, como tiendas de ropas, habilidades y por supuesto la opción de entrar en el modo de historia o una simple pelea, ya sea offline u online.  Para los que han jugado Dragon Ball Xenoverse, notarán inmediatamente las similitudes entre los estilos de los dos juegos.

Esta introducción sirve para informarnos que la historia tiene peso en este juego, ya que es la forma en como desarrollas tu personaje y conoces a los personajes de Shonen Jump. Pero primero quiero hablar de las mecánicas del juego, ya que es el punto central de este juego.

Primero de todo, vas a tener que seleccionar a tres personajes a seleccionar y ya estás listo para luchar. Ya dentro del escenario, para salir victorioso no hay mucha ciencia: tienes que vaciar la barra de energía de tu oponente, y para hacer eso tienes que golpearlo, patearlo, lanzarlo y tirarle poderes.

La acción es demasiado rápida, y tienes muchas opciones para enfrentar a tu rival, ya sea atacarlo con golpes, defenderte de sus ataques, esquivar a los lados y hacia atrás, agarrarlo, cargar tu barra de super y usar tus super poderes. Y todo se hace muy sencillo: presionando el botón de ataque varias veces tu personaje empieza a hacer un combo de manera automática, y los combos son un deleite visual, especialmente cuando empiezan a destrozar el entorno.

Pero si eres tú el quien está recibiendo el combo, puedes salirte con el botón de “boost”, pero usarlo vaciará tu barra de movimiento, lo cual no podrás usar los movimientos especiales para acercarte o alejarte de tu oponente por cierto tiempo. Encima de eso, si tu oponente ya esperaba que harías eso, te podrá atrapar con otra combinación de ataques, por lo que estarás en una seria desventaja.

Pero no estás solo, ya que cuando puedas, puedes llamar a tus compañeros para que te puedan ayudar con un ataque para cubrirte, o para tomar el lugar del primer personaje, para tener un cambio de estrategia según se dé la situación. Y si es posible, puedes hacer combo con tus compañeros para hacer un daño descomunual. Sin embargo, los tres personajes comparten la misma barra de energía, así que hay que tener cuidado con los cambios, porque es posible que te puedan atacar cuando estés vulnerable en el cambio.

Si quieres hacer más daño, puedes “despertar” tu personaje, lo cual lo hace generalmente más fuerte (y en ciertos personajes cambia la forma del luchador, como Goku transformandose en Super Sayajin), además de tener acceso a la técnica suprema (o el Quinto, o como quieras llamarlo) que castigará muy duro a tu rival si logras conectarlo.

Sin embargo, a pesar de tener muchas opciones en el juego, no hay mucha experimentación entre las peleas. Los combos son demasiados sencillos, generalmente presionando un botón, a veces junto con algún super movimiento para variarle. Si se lo cubre, cargas el ataque para romperle su defensa, lo cual si se lo espera, retrocederá y estarán en tablas. Si tu oponente logra salir del combo, tienes que poner presión ya que está en desventaja.

Y así, a pesar de que estéticamente hablando las peleas se ven asombrosas, el estilo de juego simple que tiene Jump Force tarde o temprano empezará a estancarse. Descubrirás que ciertas estrategias funcionan mucho mejor que otros, y entre los 40 luchadores existentes, notarás que varios personajes tienen una gran ventaja sobre los demás, y no solamente descubrirás fácilmente las estrategias ganadoras, sino que sabrás aplicarlas con facilidad. O por lo menos, comparado con otros juegos de peleas.

Uno diría que no necesariamente tiene que ser un juego balanceado, ya que es un crossover entre los distintos personajes de manga, y el chiste consiste en simplemente ponerlos a pelear entre ellos, y hasta cierto punto estoy de acuerdo. No todos los juegos deben diseñarse para la EVO. Pero cuando las peleas empiezan a sentirse iguales, creo que hubieran pensado un poco mejor en su sistema.

Viajando el mundo y reclutando héroes

La historia es demasiada sencilla: las dimensiones se empezaron a cruzar con el mundo real, y varios villanos empezaron a reclutar humanos fusionandolos con los cubos umbra para crear a los “venoms”, que son algo así como super soldados. En un enfrentamiento entre Goku y Frieza en Nueva York, uno de los ataques de Frieza daña a un civil, y Trunks decide rescatarlo usando un cubo umbra. El sobreviviente, al ser de corazón puro, no se convierte en “venom” como los otros, sino que además recibió fuerza para convertirse en un héroe y así poder luchar junto con Goku, Naruto y Luffy. Este nuevo héroe eres tú.

Así como Dragon Ball Xenoverse, el avance de la historia es por misiones: tienes algunas opcionales que sirven para ayudarte en conseguir dinero, experiencia y técnicas a tu personaje, pero para saber qué pasa después tienes que completar con las misiones clave. Con esto, reclutarás a más héroes para tu causa y poco a poco descubrir quién es la mente maestra de todo este embrollo.

A pesar de que la historia tiene un papel importante en el juego, siento que fue el que menos le prestaron atención. Para empezar, la presentación del juego, lo cual para describirla en una palabra sería “insípida”.

No necesariamente estoy hablando de como se ve el juego, aunque de por sí se ve raro en primer lugar, aunque no necesariamente significa que sea malo. La manera en que se ven los personajes, estéticamente hablando, es de forma realista, por lo que verás muchos detalles pequeños entre ellos, como la tela del traje de Goku o la textura de la piel de Frieza através de una cámara que muestra un mundo muy parecido al mundo real. Pero los personajes mantienen su anatomía caricaturesca, por lo que hay cierto choque entre el estilo gráfico. Pero ya te acostumbras luego.

Cuando hablo de la presentación del juego, hablo más de las gráficas, sino también en la animación, en los menús y el avance de tu juego, y viendo los cinemas notarás que hay varios problemas. Para empezar, los personajes no tienen mucho movimiento facial, por lo que siempre tendrán el mismo rostro en las pláticas. Lo noté primeramente con Trunks, que siempre tiene el ceño fruncido, aún si la situación no lo amerita, y las cosas se ponían peor, como Barba Negra que su boca “por default” siempre tiene la boca abierta. En otras palabras, parecen más titeres que los héroes que conoces.

Y las animaciones en el modo de historia tampoco son la gran cosa, ya que entre los cinemas están casi siempre parados y hablando, o caminando, o prepararse para luchar, pero no hay mucho que ver en los cinemas. Lo cual es una lástima, porque las animaciones entre las peleas si están bien hechas y es muestra que los desarrolladores no tenían la urgencia de esforzarse en darnos buenas cinemáticas, reciclando las mismas animaciones una y otra vez (y hasta existen momentos en que siento que se le olvidaron animar a los personajes)

Encima de eso, la historia no se desarrolla de manera interesante. Es cierto que con tanto personaje, es muy dificil meter todos en el escenario y darles un rol específico, pero hay muchos personajes que casi no tienen representación (Estoy casi seguro que Kenshiro nomas tiene un cinema, y es cuando lo reclutas). Claro que puedes conocer un poco más del personaje en misiones opcionales, pero igual esto no arregla el problema, pero generalmente es tu personaje interactuando con dichos héroes.

Sumandole a esto, las misiones no tienen mucha variedad entre sí, generalmente luchando contra enemigos hasta acabar con ellos, sin condiciones extras. Tal vez tengas que luchar con uno o dos adversarios. Tal vez tengas que luchar con un personaje. Pero como nomas es una barra de energía lo que tienes que vaciar para ganar, todas las peleas para avanzar se sienten iguales.

Y así, la historia de un juego que debe que ser una celebración de los personajes más icónicos de los comics japonés se vuelve repetitiva, enfadosa y aburrida.

Últimas palabras

A pesar de que Jump Force une a muchos de los personajes de Shonen Jump, lo que ofrece es muy poco. El modo de historia está mal estructurada y desarrollada con demasiada apatía, tanto en su argumento así como en sus aspectos técnicos, lo cual desafortunadamente arrastra hacia el fondo el avance de tu avatar. Las peleas, el aspecto principal del juego, es lo único bueno que tiene, pero con un sistema de peleas poco profundo, tarde o temprano se desvanecerá el encanto de ver a Goku y Luffy luchar juntos o entre ellos.

“Estilo sobre sustancia” es una manera de describir el juego. El juego parece que es, en vez de ser una carta que se dirige hacia sus fans con agradecimiento, una simple excusa para recaudar dinero en los bolsillos de los hombres de negocio. Tendrá una buena base para construir, pero con pilares débiles y un techo endeble, no habrá razón de sorprenderse cuando veas que todo el juego caiga gracias a la poca responsabilidad de sus desarrolladores.

Conclusión

  • 4.3

      Jump Force es un juego que a pesar de que se ve bonito, se puede descubrir todas las fallas que se tiene. Lo veo muy poco recomendable, no solamente para el público en general, sino también para sus fans, ya que existen otros juegos crossover de Shonen que son mucho mejor que este. Si aún así estás interesado en conseguirlo, te recomiendo que te esperes hasta que esté en venta.



    • Entradas Recientes

    •